DIETA PROTEINADA

Baja de peso sin pasar hambre!

Si quieres bajar de peso de forma efectiva y sin pasar hambre, uno de los mejores métodos alimentarios que existen es el de la dieta proteinada o proteica. Se trata de un plan de alimentación que está basado en el aumento de consumo de proteínas de alta calidad y el descenso de carbohidratos.

Al realizar este cambio de alimentación, nuestro cuerpo aprovechará al máximo los nutrientes de los alimentos proteicos y se conseguirá construir más músculo y reducir la grasa del cuerpo. En Clínica Vieco te ofrecemos un plan de adelgazamiento controlado por un equipo médico y en el que la dieta proteinada es la principal protagonista.

DIETA_PROTEINADA01

¿Qué es la dieta Proteinada?

Cuando hablamos de una dieta proteinada estamos haciendo referencia a una dieta que se basa en el consumo de alimentos ricos en proteína. Para poder realizar correctamente este método alimenticio deberás tener en cuenta 2 reglas básicas:

  • Se tienen que comer proteínas de alta calidad
  • Se deben reducir los azúcares y las grasas

Por tanto, se trata de un método alimentario en el que se promueve el consumo de alimentos proteicos y vegetales en detrimento de los hidratos de carbono y las grasas, ya que son ricos en calorías y en azúcares.

Con la dieta proteinada que te diseñaremos en Clínica Vieco perseguiremos el objetivo de reducir la grasa del cuerpo y no el músculo. Por ello, nada mejor que sumarte a las propiedades de las proteínas que son el nutriente perfecto para conseguir nutrir bien nuestra masa muscular y que el cuerpo se tonifique y esculpa.

En nuestra clínica estética de Madrid encontrarás a médicos y nutricionistas con una gran experiencia que te acompañarán durante toda la dieta y te darán las claves que debes seguir para poder bajar de peso sin apenas darte cuenta.

¿Qué beneficios tiene la dieta Proteinada?

Como ya hemos dicho, la dieta proteinada se basa en el consumo de proteínas ya que este nutriente nos aporta una gran cantidad de beneficios como los que aquí mencionaremos:

  • Bajar de peso: es un método que te ayuda a bajar de peso de una forma muy rápida y efectiva.
  • Eliminas grasa, no músculo: es otro de los grandes beneficios de esta dieta que te ayuda a reducir la grasa de tu cuerpo y mantiene intacto el músculo
  • No pasas hambre: a diferencia de otras muchas dietas, la dieta proteinada es muy saciante y evitará que pases hambre entre horas
  • Energética: debido a la cantidad de energía y nutrientes que te aporta la proteína y los vegetales, durante este método de alimentación no sufrirás de debilidad o fatiga, algo que puede ocurrir con otras dietas

De todas formas, siempre es recomendable hacer una dieta de forma controlada por un médico ya que cualquier cambio en los hábitos alimenticios puede hacer que tu cuerpo se resienta. En Clínica Vieco encontrarás a un equipo de expertos médicos que te harán un completo seguimiento de tu evolución y tu estado de salud durante todo el proceso de la dieta.

Ejemplos de Dieta proteinada

Puede parecer un poco complicado cambiar la alimentación tan radicalmente y reducir los hidratos de carbono. Y es que en nuestra alimentación convencional, los cereales forman parte muy importante de la dieta. Por eso, puede resultar complicado hacer este cambio de “chip”. No obstante, es muy interesante optar por una alimentación con menos hidratos y con más proteínas porque el cuerpo no necesita la cantidad de azúcares y energía que los hidratos nos aportan.

Para que puedas hacerte una idea de cómo se hace esta dieta, a continuación te daremos algunos ejemplos de dieta proteinada que te ayudarán a organizar tu menú:

  • Desayuno: los huevos con verduras son una gran opción, así como las tortillas, los embutidos, etcétera. Puedes incluir frutas para incorporar azúcares y carbohidratos naturales pero, sobre todo, opta por frutas frescas y de temporada.
  • Comida: a la hora de comer puedes llenar tu plato de carne, pescado o huevos y acompañarlo de una buena dosis de vegetales. Por ejemplo, un bistec de ternera a la brasa con espárragos trigueros salteados con jamón son una buenísima comida.
  • Merienda: puedes optar por tomar yogures desnatados para aprovechar la proteína que hay en este alimento. También puedes incluir grasas saludables procedentes de los frutos secos como las nueces, las avellanas, etc.
  • Cena: es la misma fórmula que la comida, un plato de proteína con acompañamiento vegetal. Por ejemplo, puedes optar por una cena en la que te sirvas lenguado a la plancha y lo acompañes con unas alcachofas al horno con ajo.

Estos son solo algunos ejemplos de la dieta proteinada pero ¡hay muchos más! Recuerda que la clave no es otra que la de mezclar proteínas con vegetales. ¡Ahí está la clave!


¿A quién va dirigida la dieta proteinada?

La dieta proteica o proteinada está pensada para aquellas personas que quieren bajar de peso de forma efectiva sin pasar hambre. Es un método que se divide en diferentes fases y en la primera, la más agresiva, es cuando no se puede comer nada de hidratos.

No obstante, con el paso de las semanas, se pueden ir introduciendo alimentos ricos en carbohidratos y regular el menú para que puedas perder peso de una forma equilibrada. Vente a Clínica Vieco y recibe toda la información que necesitas sobre la dieta proteinada.



Clínicas Vieco